Une Centro a 35 parejas en boda colectiva y da certeza legal a 76 menores

asentamientos matrimonios anacleto


 El alcalde de Centro y su esposa, Ximena Martel Cantú, hicieron entrega de las actas de matrimonio y de nacimiento a las respectivas parejas y padres de familia de un total de 11 comunidades del municipio

Teniendo como premisa que una de las piezas más importantes de la sociedad es la familia, el presidente municipal de Centro, Gerardo Gaudiano Rovirosa y su esposa Ximena Martel Cantú, presidenta del Voluntariado DIF Centro, fueron testigos este viernes del matrimonio colectivo de 35 parejas y el asentamiento de 76 niños en la ranchería Anacleto Canabal 1ª sección.

La palapa “Los Conejos” de la localidad antes mencionada, fue sede de este evento donde más de 70 niños y 35 parejas de las localidades de Lázaro Cárdenas 1ª sección, González 1ª sección (sector Punta Brava), Anacleto Canabal 1ª, 2ª, y 4ª sección, Medellín y Madero 1ª sección, Cocoyol, Plátano y Cacao 4ª sección, Tumbulushal, villa Playas del Rosario y la colonia Carrizal, obtuvieron su acta de nacimiento y matrimonio, respectivamente, gracias al programa municipal “Asentamientos y Matrimonios Colectivos”.

En primera instancia, la Oficial del Registro Civil Nº 1 del municipio de Centro, María Antonia Torres Arias, realizó el protocolo de asentamiento de los 76 infantes y posteriormente dio lectura de las actas matrimoniales de los contrayentes, las cuales fueron entregadas por el matrimonio Gaudiano Martel a cada uno de los padres de los niños y las parejas.

“Hoy nos juntamos porque es un evento muy noble, muy importante, donde apoyamos a la economía familiar con estas bodas colectivas, con estos asentamientos. Hoy ya están formalmente casados y los niños ya están asentados como ciudadanos de este país, de este estado y de este municipio”, sostuvo el alcalde, en presencia de las regidoras Casilda Ruiz Agustín y Violeta Caballero Potenciano y la delegada municipal de la ranchería Anacleto Canabal 1ª sección, María del Carmen Contreras Rivera.

Gaudiano Rovirosa indicó que el matrimonio es la mejor forma de hacer vida juntos y atender las necesidades propias y de los hijos, “fomenta una mayor estabilidad familiar al consolidarse un acuerdo que garantiza el patrimonio conyugal, también el legítimo matrimonio facilita el ingreso a la educación, salud y en caso necesario a la herencia y otras situaciones propias de la vida matrimonial”, dijo.

Delia López Méndez, madre del niño Juan Bautista López, quien este día obtuvo su acta de nacimiento, agradeció al edil capitalino y a su esposa por el apoyo recibido, ya que gracias este programa municipal su hijo cuenta ahora con su nacionalidad.

Mientras que el matrimonio compuesto por Guadalupe Martínez de la Cruz y Luis Cabrera Castro, a nombre de las parejas contrayentes, de igual forma agradecieron a la autoridad municipal por hacer realidad un sueño de varias parejas, que por diversas situaciones, no habían tenido la oportunidad de formalizar su relación.